Familia Disfuncional Portada

Familia.

Aspectos familia disfuncional

23 Sep , 2019  

Familia disfuncional

Una familia disfuncional es aquella en la que las funciones no están bien definidas o carecen ellas, por esta razón no cumplen con las necesidades primordiales de índole afectivo- emocional, psicológicas, económicas ni sociales, que se necesitan para qué un individuo se sienta cómodo y funcional dentro de la sociedad.

En una familia disfuncional ninguno de los roles cumplen con las obligaciones predeterminadas, sino por el contrario existe un pequeño o gran caos, que no garantiza un buen desarrollo emocional o psicológico en los niños y adolescentes que la integran, esto marca negativamente en muchos casos la personalidad de los más susceptibles dentro del grupo, que no son más que los niños que empiezan a formar su carácter para integrarse a la sociedad, pudiéndose convertir en niños nerviosos e introvertidos, que difícilmente podrán expresar lo que sienten para ellos poder formar una familia en el futuro.

 

Familia Disfuncional niño nervioso

 

Cinco aspectos importantes para saber si tú familia es disfuncional.

 

Pero a veces como estamos acostumbrados a ese tipo de situación y lo creemos normal no reconocemos que la familia que formamos está disfuncionalmente afectada, y para lograr identificarla debemos reconocer los siguientes aspectos que en casi todas ellas se cumplen.

 

A.- Existe cualquier tipo de abuso:

Es normal que exista algún tipo de abuso en este tipo de familia, desde abuso verbal donde los gritos, el menosprecio o las discusiones constantes predominan, hasta el abuso físico con golpes y peleas, y/o el abuso sexual.

 

B.- Adicciones:

En muchas de estas familias existen fuertes adicciones, como al alcohol, estupefacientes, apuestas, o cualquier tipo de adicción que haga que un miembro o varios de la familia, se encuentren inmersos en ellos.

 

Familia Disfuncional Adicciones

 

C.- Inestabilidad psicologica o emocional de los padres:

En muchas ocasiones los padres o alguno de ellos, presentan problemas de depresión, nervios, condiciones psicológicas u otras, qué hacen que evadan su responsabilidad tanto en la crianza de sus hijos como en la administración y seguimiento de las funciones del hogar, haciendo que los hijos tengan que madurar más rápido para que puedan hacerse cargo de lo que los padres no pueden hacer.


Seguir leyendo:

Página 1 Página 2

,


M. Avilan

M. AvilanMás entradas de:


Comentarios